• ¿Tu suegra nunca le regala nada a tu hijo? ¡Autoabastécete y pasa de ella!

Las virtudes de mi Suegra. I Parte.

malqueria

Las virtudes de mi suegra son… ¡muchas!

Como dicen, los comienzos siempre son difíciles, pero en mi caso y como veo en el de muchas de vosotras, hay suegras que siempre son difíciles. Voy a presentaros a la mía, que antes de conocerme ya me había puesto un apelativo cariñoso, LAGARTONA. (Será por mis escamas y piel verdosa).  No os asustéis por el mote, en él ya se denota el amor que profesa, y en su defensa diré que me ha llamado cosas peores.

Os pongo en antecedentes para que veáis el contexto que da lugar a la relación que tiene mi suegra conmigo. Mi pareja y yo nos llevamos 11 años, empecé con él cuando  yo apenas tenía 20, y mi pareja llevaba años solo después de una relación que por lo poco que sé, fue algo tortuosa, y supongo que mi suegra ya tenía la ilusión de que se quedaría solterón para hacer con él lo que quisiera. Y llegué yo, joven, animosa y graciosa y en dos años ya estábamos viviendo juntos. No solo le quito a su mayordomo 24 horas, sino que me lo llevo de su casa. Le arrebato a su hijo,  y para colmo, con la «crisis» me tiene que mantener, porque al comienzo de la relación aún estaba terminando mis estudios, y mis ingresos eran poco más que las diversas becas que conseguía arañar. Aclaro que mi chico no tiene ni cortijos, ni fincas, ni yates…

Mi suegra empezaba a odiarme y yo sin saberlo. Llegó el día de conocerla. Ese día fue un presagio de lo que iba a ser mi futuro. Fue en el hospital, al recogerla de una colonoscopia.  Nos pasamos a ver como había ido la prueba. No tengo memoria para enumerar las decenas de veces que hemos ido al médico a que se hiciera pruebas para que luego NUNCA (que me alegro) tuviera NADA. Estoy segura de que ella es la causa de la ruina del Tesoro Público.

Como su hijo no vaya a verla todos los días, empiezan sus males, le duele un hombro, una mano, la cadera, los ojos, un dedo del pie, se siente «como mal el hígado», tiene el colesterol alto y lo quiere por escrito, tiene neumonía, déficit de oxígeno, calambres en las piernas, dolores intestinales, de cabeza, de articulaciones…

 Se pide cita al médico y ¡NADA! De vuelta para casa.

Mi dolencia preferida es un dolor en la mano que según ella se puede ver a simple vista. No sé como será el dolor, pero yo estaré mal de la vista porque nunca he conseguido verlo. ¡Ni tan siquiera en los resultados de las pruebas que le hacen para encontrarlo! Y mira que día tras día me dice «mira el dolor» y te pone la mano en la cara y te dice «ahí, ahí».  Su especialista preferido es el endocrino, más adelante os hablaré un poco más sobre esto.

Otra de sus características es su sabiduría, es experta en todo, una sabetóloga, y además le gusta compartir información. ¡Si Telecinco la conociera! No se le puede contar nada porque va por ahí contándolo, y al final tus intimidades las sabe medio pueblo. Este punto fue problemático en su momento,  y tuve que llegar a decirle a mi pareja que no le contara nada de mí ni de mi familia. Nada, por muy superficial que fuera.

También es muy ingeniosa. Estoy segura de que si Disney viviera, ella le escribiría sus historias. Y es que le encanta enterarse de un chisme, maquillarlo y adornarlo hasta convertirlo en lo más morboso posible.

Luego es muy limpia, pero en su casa no, en las de los demás, y con su colada tampoco, con las de los demás. De esto hay historias para aburrir, os adelanto una breve, el día que robó mi ropa sucia. Recién empezada nuestra convivencia,  llegó a casa y ni corta ni perezosa, abrió la puerta mientras no había nadie en casa, fue al cuarto de la plancha, abrió la cesta de ropa sucia y se echó unos calzoncillos blancos sucios al bolso. Estaría en su inspección habitual y fue lo único que le pareció no aceptable. Por supuesto yo no me enteré hasta que mi chico al par de días se los trajo a casa limpios, imaginaros mi cara…

Cuando la vi al día siguiente le pregunté y su respuesta  fue «mientras yo este viva mi hijo siempre tendrá calzoncillos blancos limpios que ponerse» mientras se reía.

Aún yo no había sacado las uñas y no le dije nada. Me arrepiento. Si desde aquel entonces hubiera tenido más carácter ¡me hubiera ahorrado tantas cosas!  Desde entonces no hay nada de ropa blanca en casa, así no tengo que esperar para juntar colada blanca.

La última virtud que os adelanto hoy para no aburriros, ni haceros la entrada muy larga, es lo «espléndida» que es, lo bien que trata a sus visitas, tanto que es capaz de mandar a mi cuñada-suegra a mi casa a quitarme del congelador una caja de langostinos. Venía su tercer hijo que vive fuera, y es mucho más lógico venir a quitarme mis langostinos que ir a comprarlos, en un día laborabl,e a hora comercial y sin tener problemas económicos de ningún tipo.

Tras esta pequeña presentación, os iré contando más detalles sobre su magnifica personalidad, y los gestos más idílicos que tiene hacia mi.

18 comentarios:

  1. Podiamos ser cuñadas porque la descripción de tu suegra encaja con la mía a la perfección!!! salvo que la mía no se llevaba los calzoncillos sucios pero sí que venía a casa a mirar los armarios hasta que un día le pedimos las llaves con la excusa que las necesitabamos para cuándo vinieran a hacernos una reforma. No me parece ni medio normal que venga a cotillear a nuestra casa cuando no estamos nosotros aunque igual la rara soy yo!!!

    • Seremos raras, porq mi suegra entra tanto en casa cuando sabe q no estamos que será normal…o quizás es que ellas no son las normales jajaj

  2. Qué perlita de suegra…lo del robo de calzoncillos me ha dejado descolocada. Aunque quizá sería peor que robara tus bragas!

  3. como pudiste robarle a su mayordomo!! vaya suegra,
    animo!!!

  4. Leyendo esto era como si describieses a mi abuela paterna, idéntica, insoportable como la que más y seguro que Disney y Telecinco también la contrataba junto a tu suegra ejejjejejejeje. Es que son señoras de las de antes, las típicas que las ves en el bus y te dan ganas de levantarte cuando se van a sentar a tu lado. 😀

  5. Suegras, esa fauna….
    las que se creen con derecho a entrar en las casas ajenas y organizar el cotarro.
    menuda joya te ha tocado!
    Y que los matasuegras, con ese nombre que tienen, no funcionen…. Cachis!

  6. Madre mía!! Me has dejado de piedra hija. Yo no consentiría que mi suegra entrase en mi casa así por que si, ni a mi madre vamos. Mi casa es mía y la tengo como me de la gana y la colada lo mismo, otra cosa es que les pida ayuda…

  7. Por favor!! La mía entra en mi casa sin mi permiso y será la última vez que tenga las llaves!! Desde luego tendrá muchos defectos pero en eso se comporta…
    Animo con esa suegra y la próxima vez ponle un candado a la nevera cuando salgas!! Jajajaj

  8. Hay algunas cositas que me recuerdan a mi ex suegra (no todas, gracias a Dios!)

  9. madre del amor HERMOSO!!!! Pero que suegras pululan por aquí. Pero esta con lo del mira el dolor que está ahí y después lo de los calzoncillos me ha matado!!!! jajajajaja.

    Saludos

  10. Jajajaja, mi suegra me llamaba lagartilla y mi respuesta fue que mejor ser lagartilla que lagartona jajajajaja

  11. Pingback: Las virtudes de mi suegra (II) Es todo Amor

  12. Carla Portillo

    Me encanta tu post.. que decir de mi Suegrita.. Yo tengo una hija de 4 años.. la tuve en soltera,a su hijo lo conozco hace mas de 10 años heramos muy amigos..
    cuando mi hija tenia 3 meses de nacida el me pidio q fuese su novia..
    Acepte.. el ama a mi hija..y mi hija ni hablar su Papá es todo para ella..
    La cuestion esq mi suegrita se encarga siempre de hacer bien marcada la diferencia entre su Nieto y mi hija..
    hace tres meses q no frecuentamos su casa xq ami marido le duele esa diferencia..
    en Fin un sorete de mujer.!
    Besos y bendiciones

¡Comenta y pon a tu suegra a caer de un burro!

  • ¿Necesitas más apoyo,consejos y trucos para lidiar con el bicho? Más literatura sobre suegras