• ¿Tu suegra nunca le regala nada a tu hijo? ¡Autoabastécete y pasa de ella!

Regalo a mi suegra

regalo a mi suegraHace ya más de tres años y medio que conocí a mi actual pareja. Lo conocí con dieciocho años y él tenía treinta, y esta diferencia de edad hizo pensar a algunas personas de nuestro entorno que él solo estaba conmigo por el sexo, y yo con él por el dinero. Afortunadamente, siempre hubo (y sigue habiendo cada vez más) gente que nos apoyó y vio que esos prejuicios estaban muy lejos de la realidad. Todo era genial, éramos felices y ambos, a pesar de haber salido de malas experiencias con parejas, confiábamos el uno en el otro. Hasta que la madre de mi pareja supo de mi existencia; a partir de ahí comenzó la pesadilla. No solo acusó a su hijo de pedófilo, sino que rechazó rotundamente nuestra relación.

La primera vez que la conocí fue en un parque alejado de cualquier posible civilización por si nos veía alguien (de hecho, estaba medio escondida entre unos arbustos cuando llegamos ni chico y yo). Dos horas de charla repitiendo constantemente que no podíamos salir juntos; así que decidimos que le haríamos creer que lo dejábamos temporalmente y alquilamos un piso sin conocimiento de su madre para que pudiéramos tener más tranquilidad, pero ella decidió comenzar una investigación. Me esperaba escondida todos los días a la salida de la universidad, cuando iba a casa (se llegó a hacer una foto delante de mi edificio y enviársela a mi pareja en modo amenaza), e incluso a la salida del conservatorio y subirse al mismo bus que yo para saber dónde bajaba, maxi gafas y peluca incluida.

Me enviaba correos con conversaciones de la ex novia de mi chico, fotos y similares. Ademas, llegó a crear una cuenta de Facebook falsa para hacerme creer que mi pareja me ponía los cuernos con su ex.

No tardó en enterarse de la existencia del piso, sorprendiéndonos un día llamando a mi pareja y exigiendo que le abriéramos o montaba un escándalo. La misma charla de la primera vez solo que con un discurso sobre las mentiras de regalo. A partir de ahí, pocos y muy ocasionales mensajes por WhatsApp, y si me ve por la calle hace como que no me ve, me niega el saludo o ‘no se acuerda de haberme visto’. Eso sí, cada vez que cambio de foto de perfil de WhatsApp es la primera en cotillearlo. Bendito icono de llamadas al lado de la foto.

Sin embargo, al hermano de mi chico (un vago y desagradecido de cuidado) se lo han consentido absolutamente todo, desde meter en casa de sus padres a una chica que, desde hace más de diez años, solo ha trabajado un mes a lo sumo, que se gasta el dinero de mi cuñado en figuras Disney, viajes caros y que, de no hacer nada, ahora es obesa mórbida. Y con un piso de regalo por parte de mis suegros incluido. Y a mi chico, una persona estudiosa, agradecida y más buena que el pan, ni agua.

Jamás he hablado con mi suegro, ni con mis ‘cuñados’ y, mucho menos, he sido invitada a cualquier evento familiar, y no ha sido por falta de esfuerzo por parte de mi pareja y yo por establecer una relación cordial.
Será que hacer a un hijo feliz con apoyo y cariño incondicional, no es suficiente para la bruja de su madre.

10 comentarios:

  1. Madre mia, que pesadilla de mujer… Mi marido y yo también nos llevamos 12 años. En alguna ocasión, así en “broma” mi suegro ha soltado la frase ‘claro, has engañado a mi hijo…’ a lo que yo siempre he contestado lo mismo ‘engañarle yo a él? Será al reves, que yo he dejado todo en Madrid para irme a un mierda pueblo de Ciudad Real…’ todo con el mismo tono de broma y esa sonrisa falsa en la cara. Igual me quedo callada alguna vez jajaja. Nosotros hicimos las cosas según nos fueron saliendo y sin pensar mucho en nuestros respectivos padres.
    En fin reina, que espero que tu relación vaya muy bien. Que vivais como os de la gana a vosotros sin pensar en los demás y menos en la familia.

    • Buf! Pues ya me contarás cual ha sido tu secreto para aguantar a tu familia política, porque hay días que acabo estirándome de los pelos.

  2. Maaadre mía… me ha venido la imagen de la mujer en el bus con las gafas y la peluca… solo le hubiese faltado el periódico con los 2 agujeros para los ojos… Qué personaje…
    La verdad es que no se dan cuenta lo egoístas que llegan a ser…
    Yo tengo una cosa bien clara, me casé con mi marido, no con su familia. Quien me quiera bien, el que no que apriete… Con los ataques a la espalda me hago la tonta (una tonta muy rencorosa…), con los ataques a la cara cuidadito conmigo…

    • Lo cierto es que la poquita gente que sabe lo de las maxi gafas y peluca incluida se quedó muy sorprendida cuando se lo conté, pero la cara de tonta que se me quedó a mi cuando la pillé fue para enmarcarla jajaja
      Yo aprendí a restarle importancia a esos problemas, principalmente por mi pareja, ya que con esta situación sufre bastante, y no seré yo la que añada más cizaña; pero aún así encontrármelos por la calle y ver sus caras presas del pánico como si llevara la peste acaba asqueando, aunque intento tomármelo con el mejor humor posible.

      • Madre mía!!! Pobre. Haces bien en tomártelo con humor. Esa señora no tiene solución. Respecto al hermano vago… lo mismo te digo. No te comas la cabeza. Te lo digo por experiencia. Vosotros no les debéis nada y no os lo podrán echar en cara. Saludos y ánimo!!
        P.D: casi me meo con la historia de la peluca y las gafas jjjjj.

        • Nuera en apuros

          Lo mejor de todo es que ella misma admite que a veces la obsesión le puede. Sigo diciendo que está ‘enamorada’ de su hijo, porque tiene algunos comportamientos que no son normales, aunque eso da para otro post que ya me animaré a escribir otro día.
          Yo lo de las gafas ahora lo cuento y me río, pero lo pasé bastante mal porque cuando la pillé fue como ‘¿esto puede estar pasando?’, jajajaja

          • La mía también sigue “enamorada” de su hijo. Hasta que llevabámos unos 6 años juntos (ahora llevamos 15) mi novio (ahora marido) llamaba para avisarla de que esa noche no cebaba en su casa y aquella todo era preguntarle que si es que ya no la quería, que porqué le hacía eso…en fin. Total igual eran dos veces a la semana. La segunda parte era la hermana, que secundaba a la madre y montaba pollo a mi marido.
            Sinceramente no sé qué hubiera hecho en tu lugar con lo de la peluca y las gafas…es muy fuerte. Pero es mejor lo que haces, tomártelo con humor.
            Saludos y ánimo!

  3. Me he quedado anonadada y perdona, me he partido el culo con lo de la peluca y las maxigafas. Pero qué pasa??? Solo por llevaros una diferencia de edad de 12 años vais a arder en el infierno?? mis abuelos se llevaban 15 años. ni más ni menos, tuvieron 13 hijos y fueron la comidilla de su pueblo, pero mi abuela me dijo una vez,…. y lo feliz que era yo cuando él estaba conmigo???? Eso nadie lo piensa. En fin,…. ánimos!

    Saludos

    • Nuera en apuros

      Pues también tienes razón, con mi pareja me sobra y me basta. Y sí, lo de las gafas es para echarse unas buenas risas, jajaja

  4. Pingback: Mi suegra parece estar enamorada de su hijo

¡Comenta y pon a tu suegra a caer de un burro!

  • ¿Necesitas más apoyo,consejos y trucos para lidiar con el bicho? Más literatura sobre suegras